Coronavirus: ocultó sus síntomas para estar en el parto de su esposa y ahora la mujer y el bebé tendrían el virus

Coronavirus: ocultó sus síntomas para estar en el parto de su esposa y ahora la mujer y el bebé tendrían el virus

Sucedió en un hospital de Nueva York. El hombre no dijo nada y compartió la habitación privada con su esposa y el bebé. Los tres están internados.

Un hombre ocultó que tenía síntomas de covid-19 para entrar en el Hospital Strong Memorial de Rochester (Nueva York, EE.UU.) donde su mujer iba a parir y habría contagiado esa enfermedad tanto a su esposa como al recién nacido.

El hombre solo confesó su estado de salud cuando su esposa dio muestras de padecer esa enfermedad poco después de dar a luz.

El centro sanitario, que pertenece a la Universidad de Rochester, anunció este 31 de marzo que los adultos implicados estuvieron en “una habitación privada de maternidad durante su estancia hospitalaria” y permanecieron “aislados de otros pacientes”.

Ninguno de los empleados que estuvo en contacto con ellos dio positivo por covid-19 y los responsables del lugar pidieron a la pareja que permanezca en cuarentena con su bebé hasta que se conozca si tienen esa enfermedad “para proteger a la comunidad”.

Una motgue emplazada en un camión refrigerador fuera del Wyckoff Heights Medical Center en Brooklyn, Nueva York (EFE).

Lo sucedido llevó a que el hospital comience a tomar la temperatura a los visitantes del nosocomio. El segundo cambio es que ahora obliga al personal, los pacientes y los visitantes usar barbijos en las áreas públicas.

El centro sanitario, que pertenece a la Universidad de Rochester, anunció este 31 de marzo que los adultos implicados estuvieron en “una habitación privada de maternidad durante su estancia hospitalaria” y permanecieron “aislados de otros pacientes”.

Las excepciones son los padres cuyo hijo está hospitalizado, una persona cuyo ser querido está en fin de vida, y un cónyuge o pareja para ayudar a una mujer a dar a luz y apoyarla después.

Al llegar, se les preguntaba a esos visitantes si habían estado cerca de alguien que pudiera tener COVID-19 y si su propia salud era buena. Si atestiguaban que todo estaba bien, los visitantes podían ingresar.

Comenta esta noticia!