Las comisarías deberán exhibir los párrafos 5 y 6 del artículo 21 de la Constitución Provincial

La Ley 2925-J, impulsada por la diputada Claudia Panzardi, establece la obligatoriedad para las dependencias policiales donde se aloje a personas detenidas, la exhibición en forma clara y visible del texto correspondiente a los párrafos 5 y 6 del art. 21 de la Constitución Provincial.

El texto mencionado es el siguiente: “A requerimiento de cualquier persona, la autoridad que lo tuviera en custodia deberá traer al detenido a su presencia, sin perjuicio de las medidas de seguridad que se hubieran adoptado. El empleado o funcionario que violare o no cumpliere con diligencia las prescripciones anteriores sufrirá la pérdida de su empleo sin perjuicio de la responsabilidad de orden  penal”.

La norma sancionada señala que será autoridad de aplicación de la misma el Ministerio de Seguridad Publica, quien arbitrará los medios idóneos para garantizar la implementación, el control y la difusión de los derechos que emergen de estas disposiciones.

En los fundamentos que acompañaron la iniciativa, la autora observa que “conforme al párrafo 5º del artículo 21 de nuestra Carta Magna provincial cualquier persona puede solicitar la presencia de quien se encuentre detenido. Su fundamento se halla en el interés de allegados (familiares, amigos, etc.) de quien se encuentre privado de su libertad, para verificar las condiciones de salud, sin que ello se vincule con las circunstancias de su detención”.

“Sin embargo –explica- la experiencia cotidiana nos demuestra que este derecho constitucionalmente consagrado es poco conocido por la ciudadanía, lo cual conduce a su escaso ejercicio y  solo  con la presencia de organismos de derechos humanos se garantizan los derechos fundamentales de los detenidos”.

“Con esto no se busca menoscabar la importantísima labor que a diario realizan estas instituciones –aclara- sino justamente lo contrario, dar operatividad a este derecho y coadyuvar con las mismas, a difundir el texto mencionado a través de un medio idóneo y que el mismo sea visible por todas aquellas personas que concurren a los centros policiales de detención en procura de conocer el estado de salud de su familiar, amigo o cualquier otro vinculo que los una”.

“El Estado debe velar para que la salud de las personas privadas de la libertad, se ajuste a la dignidad humana, verificando que la misma sea oportuna, en virtud a esta obligación es que la Constitución Provincial otorga este derecho, pero se hace imprescindible su conocimiento para que efectivamente sea aplicable” señala Panzardi.

 

 

 

Fuente: Diario TAG

Comenta esta noticia!